Bookmark and Share

La aportación catalana a los retos europeos en salud y alimentación

En el año 2008 la Comisión Europea fundó el Instituto Europeo de Innovación y Tecnología (EIT) como un instrumento para impulsar la competitividad en la UE y dar respuesta a una serie de retos sociales identificados, como la salud y el cambio demográfico; la alimentación en todas sus dimensiones (producción, calidad, seguridad...); la producción y acceso a energías netas, o los efectos del cambio climático, entre otros. El EIT y sus KIC (Comunidades de Innovación y Conocimiento) tienen reservado un papel clave dentro de la nueva estrategia europea de investigación e innovación, el Horizonte 2020, aprobada en 2011, y que se pone plenamente en marcha en 2014.

Actualmente, el EIT cuenta con tres KIC activas —InnoEnergy (energía sostenible); Climate-KIC (mitigación y adaptación al cambio climático); y ICT Labs (sociedad de la información y la comunicación)— y tiene previsto lanzar en 2014 una nueva convocatoria para seleccionar sendas KIC en los ámbitos siguientes: Innovation for Healthy Living and Active Aging; Food4Future – sustainable supply chain from resources to consumers; y  Raw materials – sustainable exploration, extraction, processin and recycling. Desde 2009, Biocat coordina el trabajo que se realiza desde Cataluña para que las entidades y empresas del país puedan ser miembros activos de las KIC de salud y alimentación.

Durante 2012, se han constituido los dos grupos de trabajo de entidades catalanas de uno y  otro ámbito y, a través de Biocat, éstos se han integrado en sendos consorcios europeos que presentarán candidatura para competir para cada una de estas KIC.

El Grupo de Trabajo constituido por la candidatura InnoLife (Innovation for Healthy Living and Active Aging) está encabezado por Health University Barcelona Campus (HUBc) y Biocat, y cuenta con la participación de la escuela de negocios IESE y de la Obra Social “la Caixa”. Este grupo se integró a finales de 2012 en un consorcio europeo con nodos en el Reino Unido, Bélgica, Suecia y Alemania, con entidades del prestigio del Imperial College de Londres, la Universidad de Oxford, el Karolinska Institute, el Max Plank Institute, el clúster BioRN o la Universidad de Leuven, entre otros.

Por otra parte, se formó también durante 2012 el Grupo de Trabajo para impulsar la candidatura Food4Future, encabezada por el Instituto de Investigación y Tecnología Agroalimentarias (IRTA) y Biocat, y en el que participan la Universitat de Lleida (UdL) y la Universitat Rovira i Virgili (URV), en colaboración con otras entidades estatales y europeas. Este grupo está trabajando para constituir una candidatura sólida en el KIC de alimentación, con una serie de redes locales de Gran Bretaña-Irlanda, Francia, Bélgica-Holanda y Suecia-Dinamarca.

El EIT tiene reservado un papel clave dentro de la nueva estrategia europea de investigación e innovación, el Horizonte 2020.

Durante 2012, se han constituido los dos grupos de trabajo: InnoLife (Innovation for Healthy Living and Active Aging) y Food4Future.