Bookmark and Share

Construyendo un referente en ciencias de la vida en el sur de Europa

El trabajo de Biocat como impulso a la innovación, al fomento del emprendedor y al desarrollo empresarial tiene su especial relevancia en la colaboración con socios estratégicos, tanto a nivel internacional como en Cataluña, y las actividades realizadas en 2012 son clarividentes.

Este doble foco catalán-internacional, ha sido especialmente relevante en el trabajo desarrollado durante el año para promover la participación catalana en sendas candidaturas de dos nuevas KIC (Knowledge and Innovation Community) del Instituto Europeo de Innovación y Tecnología (EIT), en los ámbitos de salud y envejecimiento, por una parte, y de alimentación, por otra. El EIT es una pieza clave de la nueva estrategia europea en el impulso de la investigación y la innovación, Horizonte 2020, y poder participar activamente en las nuevas Comunidades de Innovación y Conocimiento del Instituto sería un paso adelante muy importante para la competitividad de las empresas y las instituciones catalanas. Biocat ha coordinado los dos grupos de trabajo que reúnen a las entidades catalanas y que se postulan como miembros activos de las candidaturas Innolife (Healthy Living and Active Aging) y Food4Future.

En el ámbito internacional, destacan también los programas de cooperación y de transferencia tecnológica, como Bilat USA 2.0 (2012-2015) y ETTBIO (2012-2014), que se han puesto en marcha durante el ejercicio. El objetivo del primero consiste en promover la colaboración bilateral en investigación e innovación entre Europa y los EE.UU., e impulsar el establecimiento de estrategias comunes. El segundo consiste en identificar, intercambiar y comunicar las buenas prácticas sobre la transferencia tecnológica en biotecnología. A lo largo de 2012, se ha elaborado un catálogo de criterios de evaluación de la transferencia de tecnología y se ha realizado una análisis —y posterior informe— regional en base a los criterios de evaluación definidos.

Biocat participa también en el consorcio HealthTIES (2010-2013), con el propósito de promover la innovación en tecnologías médicas. Durante este ejercicio se han definido las guías y se ha realizado un análisis de fortalezas y debilidades de las cuatro regiones que forman parte. También se ha hecho un análisis de la matriz de infraestructuras, atravesando plataformas tecnológicas y áreas terapéuticas. En junio de 2012 se cerró el proyecto Interbio y durante el segundo semestre del año se trabajó en la preparación del proyecto Transbio, que le da continuidad.

Por otra parte, Biocat ha seguido trabajando en la dinamización de las redes especializadas BioNanoMed Catalunya y Oncocat —creadas entre 2010 y 2011—para impulsar proyectos relevantes en los ámbitos de la nanobiomedicina y la oncología en Cataluña. A lo largo del 2012 se han puesto las bases de una iniciativa conjunta de varios hospitales y centros de investigación para construir una plataforma que permitirá mejorar el diagnóstico y el tratamiento del cáncer (BPCP).

También se han organizado tres jornadas científico-técnicas para analizar retos del sector y facilitar las interconexiones entre los agentes, en el que han participado más de 350 profesionales: Retos y riesgos en la investigación de las terápias avanzadas (20-1-12),en colaboración del Programa de Terapia Celular de la UB (TCUB); El papel de las plataformas e infraestructuras en la investigación traslacional (22-5-12), enmarcada en el proyecto Interbio y con la colaboración del Parc Científic de Barcelona, FIVEC y el Centro de Investigación Príncipe Felipe (CIPF) de la comunidad valenciana, y ¿Cómo financiar la innovación en salud? (20-11-12) con  la Fundación de Ciencias de la Salud y GlaxoSmithKline. 

Además de una nueva edición del programa BioemprendedorXXI, la labor de Biocat en el fomento de los emprendedores ha incluido una amplia difusión online de casos de éxito de transferencia tecnológica en el ámbito de las ciencias de la vida. El web (con más de 206.500 visitas en 2012) y l’E-News (con una media de 10.000 envíos mensuales en Cataluña, en el resto del Estado e internacional) han repercutido en el éxito de empresas surgidas del ámbito universitario como Advanced Nanotechnologies, spin-off de la Universitat de Barcelona (UB) que trabaja en soluciones innovadoras basadas en la nanotecnología para el ámbito biomédico, energético y de la automoción; Iproteos, spin-off del IRB Barcelona y la UB, que desarrolla fármacos de tercera generación para el sistema nervioso, y iMicroQ, spin-off de la Universitat Rovira y Virgili, que ha lanzado en el mercado su innovador kit de detección rápida de la salmonela. 

Los socios de Interbio editan un libro blanco sobre transferencia tecnológica

En su tercer y último año de funcionamiento, el proyecto Interbio (2009-2012) se ratificó como un óptimo medio de intercambio y un punto de encuentro para los cinco territorios europeos que participaban: Aquitania (Burdeos), Cataluña, Lisboa, Languedoc-Roussillon y Valencia.

Biocat ha coordinado la publicación de la primera edición del libro blanco From Research to Market: Key Issues of Technology transfer from public research centres, elaborado juntamente con los socios del proyecto. Se trata de una guía que reúne las directrices prácticas de todo el proceso de transferencia de tecnología en el ámbito de la investigación pública en biotecnología, biomedicina y tecnologías médicas. El libro blanco pretende ser una referencia para las entidades y servir como guía de asesoramiento para las pymes, start-up y spin-off.

A lo largo de los tres años de Interbio se han promovido actividades con resultados muy positivos: 18 proyectos de investigación transregional interdisciplinarios (siete de ellos  con Cataluña), un mapa de las plataformas tecnológicas catalanas, más de 100 becas concedidas para la formación, la investigación y la movilidad, y varios simposios, seminarios y jornadas para promover sinergias entre regiones.

Entre las actividades realizadas en 2012 destacan la jornada El papel de las plataformas e infraestructuras en la investigación translacional, organizada por Biocat en Barcelona; el 5th Young Scientist Symposium en Burdeos (Francia); el workshop Two faces of Science Communication: peers and lay audiences en Oeiras (Portugal), y la reunión de clausura del proyecto en Toulouse de Languedoc (Francia).

Gracias al éxito de Interbio, la Comisión Europea —a través del Programa de Cooperación Territorial del Espacio Sudoeste Europeo (Interreg Sudoe)— ha dado continuidad a este marco de cooperación territorial con el nuevo proyecto Transbio, aprobado en la convocatoria de 2013. Esta iniciativa emplea la experiencia adquirida para transformar resultados de investigación en realidades económicas y articular una red internacional competitiva.